Y al mirarlo a los ojos la estrella se enamoró de aquel angel perdido, y supo que desde aquella noche su luz ya tenía dueño




sábado, 27 de marzo de 2010

EL NUEVO VECINO


Había llegado un nuevo inquilino al edificio., esa mañana ví como se instalaba en el piso de al lado y como buena vecina decidí ir a presentarme. Piqué al timbre y esperé en el rellano, pero pese a oir pasos que se acercaban a la puerta al llegar a ella se detuvieron sin abrirla. Incomoda volví a llamar pero continué sin tener respuesta. Una extraña sensación me recorrió el cuerpo, como si me estuvieran observando en silencio, así que finalmente cansada de esperar decidí irme.
Desde ese día empecé a dejar de sentirme a gusto en casa. Desde que él se mudo al piso de al lado, no había vuelto a dormir ni una noche seguida, y eso era raro en mi, Dos veces al día y siempre a la misma hora empezaba a sonar una extraña música acompañada de una risa que me ponía la piel de gallina.
Esa soledad que antes tanto me gustaba ahora se había convertido en una pesadilla.
Era algo extraño, una sensación rara que empecé a notar el día en que él llegó, era como si puediera observarme a través de las paredes, como si su presencia me espiara a cada momento.
Se que parece una locura, yo tambien lo creía así, pero no podía quitarmelo de la cabeza ni un minuto..

La pared de mi habitación coincidía con la de la suya. Lo sé porque conocía a los anteriores inquilinos desde hacía años, y habiamos hecho allí varias cenas, así que la distribución de la casa no era un secreto para mi.
A veces, pegaba mi oido a la pared para intentar escuchar algo, y le oía caminar por la casa, moverse lentamente por las habitaciones, y a veces aunque parezca ridículo creía incluso sentir su respiración , a traves de los tabiques.

Aún no lo había visto y no lo conocía personalmente, hasta que un día al coger el ascensor coincidimos. Era un hombre alto, fuerte, de mediana edad, uno del montón, pero había algo en él que me dejó helada. Sus ojos. Había algo maligno en ellos, eran como dos pozos negros sin fondo, una mirada fría que te traspasaba el alma y te hacía temblar el corazón. Se me puso la piel de gallina y nunca el trayecto hasta mi planta se hizo tan largo. Él en ningún momento dijo nada, solo me miraba fijamente sin inmutarse, casi con descaro, y yo me sentí tan incomoda que tuve que apartar la vista y mirar al suelo, pero podía notar como sus ojos seguian clavados en mi...
Cuando por fin la puerta se abrió salí corriendo y me metí en mi casa sin mirar atrás. Cerré la puerta y me acerque ansiosa a la mirilla para ver si ya había entrado, pero casí me desmayo cuando me encontré con sus ojos pegados al cristal observandome: No pude evitar emitir un grito de espanto al volverme a encontrar con su mirada , pero al hacerlo de nuevo ya habían desaparecido.

Me puse el pijama mientras en mi mente recordaba lo sucedido. Quizás estaba exagerando un poco, quizás todo fueran imaginaciones mias o el subconsciente que me estaba jugando una mala pasada. Todo era posible, mi madre siempre me dijo que tenía mucha imaginación, que veía demasiadas peliculas y luego no podía diferenciar la realidad de la ficción.

El tiempo iba pasando y mi vecino se convirtió en una obsesión para mi, durante el día notaba como si alguien me siguiera a todas partes, me sorpendía mirando hacia atrás por la calle en cada momento esperando encontrarlo allí, pero nunca había nadie. Me estaría volviendo loca?

Subía a mi casa por las escaleras, desde aquel día el ascensor me asustaba, y una vez allí encendía todas la luces a mi paso o abría las puertas de las habitaciones de forma compulsiva sin saber bien que esperaba encontrar en su interior. O quizás si...

Fue entonces cuando empezaron tambien las llamadas. La primera vez no le dí importancia, pensé que quizas se habrian equivocado, pero cuando empezaron a hacerse más frecuentes el miedo volvió a apoderarse de mi.porque sabía que era él. Cogía temblando el auricular, escuchaba en silencio su respiracion y me quedaba paralizada.sin poder reaccionar.

Las noches no eran mejores. Los sueños me traian de nuevo sus ojos y las pesadillas en las que yo era su victima eran interminables. Me despertaba a media noche sobresaltada, sudando e intentando apartar aquellas imagenes de mi mente.

La angustia se fue apoderando de mis dias y mis noches convirtiendolos en largas horas de inquietud. Ya no podía centrarme en mi trabajo y me pasaba el tiempo encerrada en casa, acurrucada en el sofá, apretando los párpados e intentando pensar en algo alegre que pudiera distraerme,.pero no servía de nada.

Una noche me encontraba en la cama estirada esperando que el cansancio me venciera cuando oí unos golpes al otro lado de la pared,. Me levanté de un salto y me acerqué sobresaltada, intentando escuchar .a través de ella. Sentí el ruido de sus pies que se alejaban hacia la puerta arrastrando algo.por el suelo.
No pude evitar la curiosidad y corrí hacia la entrada .al oir que salía de casa., llegando a tiempo para ver que entraba en el ascensor .llevando un gran bulto en sus brazos.
Me parecía estar viviendo una pelicula, el terror se apoderó de mi, pero senti la necesidad de seguirle y saber que habia pasado, así que sin pensarlo dos veces bajé trás él.

Cuando llegué a la calle pude ver como se alejaba cargando el fardo sobre sus hombros y se perdía en la oscuridad. Mi cabeza me decía que volviera a casa, que me alejara de allí, pero mis piernas no obedecian y no podía dejar de seguirle..

Al llegar al callejón donde le había visto entrar me detuve de golpe. Estaba desierto y él había desaparecido misteriosamente; pero fijandome bien, a unos metros pude ver algo tirado en el suelo aunque imposible de distinguir desde la distancia.
Con pasos lentos e inseguros me fuí acercando. Era como si el reloj se hubiera detenido y lo viera todo a camara lenta. Aún estaba a tiempo de escapar de allí y hacer como si nada hubiera pasado. Pero no podía . Algo más fuerte que yo me empujaba a seguir adelante ignorando el miedo.
Ya me encontraba justo encima y ahora que lo tenía delante podía ver claramente que era un cuerpo, una persona envuelta en una sabana negra.
Mi corazón empezó a latir tan fuerte que se podía oir en medio de aquel silencio. Me agaché y acerqué mis manos temblorosas a la tela mientras un sudor frio resbalaba por mi frente. La cogí y lentamente empecé a levantarla.
De repente mis brazos se quedaron paralizados ante lo que estaba viendo y un grito de terror se congeló en mi garganta.
No podía creer lo que veía, la persona que había en la sabana era yo, excepto porque ella no estaba viva; su cara blanca destacaba en aquella negrura y un profundo corte surcaba su cuello mientras un rio de sangre iba empapando el suelo. No entendía nada, aquello no podía ser real....
Me levante de golpe intentando comprender, mientras mi cabeza daba vueltas y mi mente solo me decía que debía salir de allí. Pero cuando un escalofrio recorrió mi espalda. supe que no estaba sola
Me giré sabiendo que era demasiado tarde, él estaba allí....
Ya solo pude ver el brillo del cuchillo descendiendo hacía mí y en sus ojos más negros que nunca reflejada mi muerte, mi final.....

19 comentarios:

Cantares dijo...

AAAAAAAAAAAAHHHHHHHHHHH
Suerte que hoy te leì en pleno dìa, que susto!
Me encantan tus aterradores relatos, los disfruto.
Que tengas un lindo y primaveral fin de semana.
Besos.

ANTARES dijo...

jajaja me alegro, la culpa de mi entrada en el lado oscuro es de una rubita que tu y yo conocemos, es mi inspiración.
un beso y feliz entrada en la primavera

FAIL dijo...

No si ahora voy a tener yo la culpa...
Haces entrar en la escena, detallas lo que suecede,me gusta leer cosas así, ya lo sabes. ¿Ves? eso no me pasa con mi vecino loco porque ya nunca cojo el ascensor...jaja
Besos guapa y te ha quedado muy bien la historia.
Muaaaaaaaaaaaaaaa

ANTARES dijo...

Eso eso tu no cojas el ascensor por si acaso que hay mucho tarado jajaja....
Al final la he dejado igual porque ya estaba cansada de verla en el ordenador y no se me ocurria nada que cambiar,no me mata pero bueno....
un besazo guapisima

reltih dijo...

cuando leo temas así como el tuyo..., invoco la oscuridad que llevo en mí. tremendo texto, muy seductor!!!
besos

Ro dijo...

Que gusto de relato, el suspenso bien logrado, buen ritmo, el nudo algo flojo pero bien. De mi parte otorgo chocolatina y aplausos jejeje
Me alegra vivir en una casa, que aunque pequeña, no necesito ascensor, y mi vecino, es muy guapo, así que lo tengo todo jejejeje
Abrazos y enhorabuena.
Ro

FRANCISCO PARDÓ dijo...

Que barbaro! Espectacular. Haces que cada lector se sienta dentro del relato y juegue la imaginación. Te felicito sigue así. Un abrazo gigante!

Sonia dijo...

Que genialllll!
Si de verdad yo no podia dejar de leerte y mira que era largo.
Pero una estrofa me llevaba a la otra sin dejar que me distraiga.
Eres una genia con tus relatos.
Parecía estar mirando una de las mejores pelis, y eso que ese estilo me da miedito.
Felicitaciones corazón!
Bss muchos!

AROBOS dijo...

¡Qué historia más terrorífica! Es apasionante desde el principio hasta el insólito final. Saludos.

ANTARES dijo...

Sonia no se que pasa pero no me deja acceder a tu blog ni a tu perfil lo he intentado ya varias veces no se porque...
Gracias por tu comentario, no creo merecerlo un beso

ANTARES dijo...

Arobos, Francisco, Ro y Reltih gracias por tomaros la molestia de leerme y dejarme un comentario
feliz semana santa
besos

Forbidden dijo...

Palabras que al comienzo pintan un panorama comun, luego va mutando hacia la oscuridad la intriga de pensar miles de finales, pero ninguno sertero, hasta que el telon cae
y el occiso aparece en escena.
una mujer de piel fria
con mirada fija, de que supo su final antes de que el llegara.

Desde una habitacion en la joven Buenos Aires te dejo un calido beso

Rosa dijo...

No podia dejar de leerte la histotia me enganchaba cada vez más, te felicito cada dia te superas más
Sigue regalándome miradas, besos, dulces palabras de amor

Ofelia dijo...

Un relato genial. Lo leí de seguido conteniendo la respiración.

Una gozada leerte, Eva.

Un inmenso abrazo

alvaro dijo...

muy bueno..podria ser yo ,vivo solo y tengo una vecina que le doy miedo..^^

ANTARES dijo...

Jajaja asi que eres tu Alvaro el que me ha inspirado???
Rosa, Ofelia, Forbidden me alegro que os gustara y la verdad es que es una historia que viene muchas veces a mi cabeza la de ver tu muerte antes que llegue, no me gustó mucho como la describí pero bueno se hace lo que se puede.
un beso a todos

azul dijo...

aaaaaaaaaaaah buenisimo , me ha encantado ....no podía dejar de leer...queria saber...un final inesperado...

Muy bueno, me ha encantado...tienes mucha imaginación y sabes relatar

Adelante!!!

Anónimo dijo...

esta bueisimo.... desde el primer momento que empece a leerlo me clave, y segui leyendo porque queria saber cual era el final...

Anónimo dijo...

Ohh q interesante relato me quede pegada leyendo hasta la ultima letra.